La hostelería del centro de Valencia tendrán el peor mes de agosto: “Cerramos porque está desierto”

Bares del centro de Valencia bajarán la persiana en el mes de agosto.
Bares del centro de Valencia bajarán la persiana en el mes de agosto

Con la caída del turismo prácticamente a toda España, la capital valenciana también es una de las perjudicadas. No obstante, muchos bares y restaurante ubicados en lugares turísticos han decidido bajar la persiana durante el mes de agosto. Mes del verano en los que ganaban una buena parte gracias al turismo que elige Valencia como lugar de costa, historia y cultura.

Pero, a causa del coronavirus, las consecuencias provocadas son nefastas. La falta de turistas consigue que personas pierdan su empleo o cierren sus negocios, al menos, durante un tiempo, hasta que vuelva a reactivarse la economía.

En cambio, algunos han optado por seguir adelante con algunas medidas, entre ellas, reducir los horarios. “Antes estábamos desde las 8 de la mañana y hasta las doce de la noche, pero ahora está abierto de 10 a 14 horas y de 18 a 00 horas porque se estaban sirviendo pocas comidas”, comenta el propietario de un negocio hostelero de la calle Navellos.

Por otra parte, la dueña de la creperie bretonne Annaick, ubicada junto al famoso Miguelete, afirma que: “por primera vez en quince años tendré que abrir parcialmente en agosto. Cerraré de día y abriré a partir de las 19 horas. Hace diez años que no cerraba al mediodía y he reducido carta de productos franceses”.

Y, el dueño de La Lola: “Hemos reducido carta y horarios y ahora lo que nos faltaba es las obras que van a hacer en la plaza de la Reina. En lugar de poner una alfombra roja a los turistas tendremos vayas y zanjas”.

Así pues, este agosto va a ser, por el momento, el peor que hayan vivido los hosteleros de la capital valenciana. Solo esperan que pronto se controle el virus y pueda reactivarse la economía.

Deja un comentario