El Instituto Berenguer Dalmau de Catarroja iniciará sus clases de forma semipresencial en algunos cursos

El Instituto Berenguer Dalmau propone clases semipresenciales
El Instituto Berenguer Dalmau propone clases semipresenciales

Tal y como otros institutos de la zona, el Berenguer Dalmau va a proponer una enseñanza semipresencial durante todo el curso. La idea es que, a partir de los cursos de segundo de la ESO, los grupos alternen los días de ir a clase según la semana.

Es decir, un grupo acudirá al instituto lunes, martes y miércoles pero, el jueves y el viernes harán teletrabajo desde casa. Sin embargo, a la semana siguiente los tres primeros días teletrabajarán con las actividades que les manden los profesores y el jueves y el viernes acudirán al Berenguer.

Lo mismo ocurre con otros centros de Catarroja que imparten educación secundaria como es Larrodé y la Florida. Ambos funcionarán con el mismo sistema hasta final de curso, por el momento.

Esta nueva forma de impartir las clases ha sorprendido a la mayoría de los padres por varias razones. En primer lugar exigen que, muchos de ellos trabajan y sus hijos si no están en clase no aprovecharán al máximo el tiempo de estudio desde casa.

Por otra parte, se critica la idea de que los días que los alumnos no acudan al Berenguer no recibirán clases online. Según se les ha notificado, los alumnos harán deberes y trabajos que les mandarán los profesores durante los días que su grupo no asiste al centro.

Así pues, si los niños y adolescentes están obligados a estar escolarizados hasta los 16 años, no entienden porqué no se han tomado otras medidas que respondan a la educación presencial.

Según comenta una vecina del pueblo, muchos niños realizan pellas para no asistir a clase en esas edades, sobre todo. Así pues, si les dejamos en casa lo tendrán mucho más fácil y perderán el curso escolar.

No obstante, se cree que muchos gastarán el tiempo en realizar otras acciones de su agrado o en quedar entre ellos sin ninguna rutina de estudio y sin ningún control.

Por tanto, una vecina del pueblo y madre de un alumno del Berenguer pide al Ayuntamiento de Catarroja alguna posible solución. “No podía el Ayuntamiento de Catarroja habilitar aulas, ya sean barracones, […] el TAC, la casa de la cultura o el mismísimo Ayuntamiento”.

Todo con el fin de conseguir que los alumnos del instituto tengan un curso con un aprendizaje de calidad a partir de clases presenciales.

Deja un comentario