Las vacunas con solución salina en vez de BioNTech han causado que miles de habitantes de la Baja Sajonia, en Alemania, se tienen que vacunar nuevamente. En un centro de vacunación en la Baja Sajonia, una enfermera preparó las jeringuillas con solución salina. El número exacto de personas afectadas aun no está claro, pero los investigadores están convencidos de que la enfermera actuaba así con frecuencia.

En abril, la enfermera admitió seis casos, supuestamente por un percance en el cual se le cayó una ampolla al suelo durante la mezcla, que había querido ocultar. Sin embargo, hay dudas sobre esta versión. Las autoridades del distrito de Frisia estiman que más de 8.500 personas pueden haber recibido involuntariamente una protección de vacunación nula o parcial.

Según investigaciones policiales no se puede descartar esta magnitud. Los resultados aún son difusos, pero las entrevistas con los colegas de la enfermera hacen pensar que la probabilidad de un accidente sea muy baja. Peter Beer, el jefe adjunto del departamento de policía de Wilhelmshaven/Friesland, afirmó que durante los interrogatorios surgieron indicios concretos que apoyan a la conclusión de que la enfermera no solo actuó así en este caso. Más detalles no fueron mencionados.

Cuando el caso salió a la luz, la Seguridad del Estado investigó a la enfermera ya que habían sospechas con motivos políticos. Se supone que había publicado algo en sus redes sociales, donde comparaba la pandemia con una gripe. Al igual que compartió una caricatura difamatoria, la cual circuló entre los ideólogos de la conspiración, en WhatsApp. Desde su primera declaración, ha guardado silencio sobre las acusaciones.Los abogados rechazaron una motivación política y comunicaron que el acto del 21 de abril fue un accidente único.

Las investigaciones han demostrado que la admisión de la enfermera en ese momento quizá no era correcta. Había indicios claros de que el acusado había actuado con intención de un opositor a la vacunación.

Al tener conocimiento sobre el incidente se invitaron alrededor de unas 200 personas a someterse a una prueba de anticuerpos y a una posible vacunación de seguimiento, ya que no se pudo investigar a quiénes se administraron las seis inyecciones.

La solución salina se utiliza regularmente para diluir el líquido de la vacunación y es inofensiva para el organismo.

Actualmente se estima que las vacunas con solución salina en vez de BioNTech, Moderna y AstraZeneca han sido alrededor de 9673 unidades.

Se estima que los afectados pueden ser las personas que se vacunaron entre el 5 de marzo y el 20 de abril. Ahora se les pide presencia para ponerse al día con la vacuna que posiblemente falte.El mayor problema es que el período de vacunación fue hace mucho tiempo y ya no es posible comprobar de forma segura los anticuerpos en las personas. Por lo que no se puede saber si la persona recibió la vacuna real o la mezcla salina.

Deja un comentario