Si hay algo que caracteriza al lector de Julio Verne es su espíritu aventurero y sus ganas de viajar. Veinte mil leguas de viaje submarino, Viaje al centro de la Tierra o La Isla Misteriosa son solo algunos de los Viajes Extraordinarios que nos ha propuesto el propio autor en la colección Julio Verne.

¿Quién fue Julio Verne? 

Julio Verne fue un escritor, dramaturgo y poeta nacido en Nantes (Francia) en 1828, en el seno de una familia burguesa. Desde pequeño ha tenido ese espíritu aventurero palpable en su colección, ya que con 11 años intentó fugarse en un navío a la India

En 1847, llegó a París donde comenzó los estudios de Derecho, siguiendo los pasos de su padre, que era abogado. Allí conoció a Alexandre Dumas. Comenzó a escribir libretos de ópera y obras de teatro y en 1850 estrenó Las pajas rotas con poco éxito. En esta etapa comienzan a aparecer sus primeras historias cortas en la revista Le Musée des Familles. 

En 1862 fundó la Sociedad para la Investigación Aérea y conoció a P. J. Hetzel, el que sería su editor. Un año después, en 1863, llegaría su primer éxito, Cinco semanas en globo. La editorial le obligaba a escribir dos novelas cada año y dicho contrato fue renovado tanto por el propio Hetzel como por su hijo. 

colección Julio Verne

En 1863 triunfó con Viaje al centro de la Tierra y al año siguiente lo volvió a hacer con De la Tierra a la Luna. Estas obras de Julio Verne se incluyen en sus Viajes Extraordinarios, que aparecían mensualmente dentro de la revista Magasin D’Education et de Recreation

Más tarde, escribiría Los hijos del capitán Grant (1867), Veinte mil leguas de viaje submarino (1870), La isla misteriosa (1870), La vuelta al mundo en 80 días (1872) o Miguel Strogoff (1876), entre muchos otros que se encuentran dentro de la colección Julio Verne. 

Innovador Julio Verne

En los libros de Julio Verne encontramos muchos inventos y sucesos adelantados a su época, aunque esto no es casualidad. Le encantaba leer revistas geográficas y científicas, y según él, todos los datos que aparecían en sus novelas habían sido examinados al detalle y eran rigurosamente exactos. 

En 1865 se publicó De la Tierra a la Luna, donde Julio Verne nos hablaba de viajes al espacio y de naves impulsadas por la luz. En la actualidad hay un método de propulsión denominado vela solar cuya energía proviene de fuera de la nave, pudiendo obtenerla a partir de la luz de Sol. En el mismo libro, Verne adelantó la existencia de cohetes e imaginó el retorno a la Tierra de los mismos cayendo al océano (las primeras misiones espaciales amerizaron). 

5 años después de publicar De la Tierra a la Luna, Julio Verne publicaba Veinte mil leguas de viaje submarino, donde nos presentaba el Nautilus, un submarino eléctrico. El primer submarino eléctrico data de 1884, por lo que Verne describe un vehículo que aún no existía

No solo en las novelas de Julio Verne encontramos sus famosas predicciones, sino también en artículos publicados por él mismo como, por el ejemplo, uno publicado en 1889 en que argumentaba que en 2889 las noticias se conocerían a través de conversaciones con reporteros. No fue hasta 1920 que se transmitieron noticias de forma oral en la radio y hasta 1948 que se transmitieron de forma audiovisual. En esa misma columna, también nos habla del “fonotelefoto” algo que podría hacer alusión a las videollamadas de hoy en día


Además, también podemos encontrar algunas otras predicciones (aunque menos claras que las anteriores), como el helicóptero, el internet, los trenes de alta velocidad o las calculadoras.

-Guillermo Bujalance

Deja un comentario